Camino a un futuro para todos

29 · 06 · 2021

Reactivación y empleo

Ejecutar un Plan de Inversión para el Empleo, que incluya:

  1. Plan de Inversión Público-Privado con foco en:
  • Aumentar significativamente la disponibilidad de viviendas para reducir déficit habitacional.
  • Desarrollo de infraestructura urbana, espacios públicos y de áreas verdes.
  • Infraestructura digital que permita acceder a internet de alta velocidad en todo el país.
  • Planes de apoyo especial a sectores intensivos en empleo como turismo, construcción y agricultura. Un foco importante será en sectores con mayor potencial de empleo femenino

2. Incentivos a la inversión y el emprendimiento, incluyendo:

  • Incentivos al uso de capital propio a empresas en crecimiento.
  • Ampliar y profundizar incentivos existentes a la inversión.
  • Mecanismos preferentes de participación de pequeñas empresas en el sistema de compras públicas.

3. Facilitar Inversión con mayor simplificación administrativa y certeza regulatoria, con medidas como:

  • Simplificar sustancialmente el proceso de obtención de permisos requeridos para proyectos de inversión, haciéndolo más moderno, expedito y eficiente, sin reducir los niveles de protección y exigencia de la actual regulación.
  • Fortalecer el trabajo de los organismos del gobierno que buscan agilizar proyectos de inversión, y acoger e implementar las propuestas unánimemente aprobadas por la Comisión Nacional de Productividad, que permitirán reducir sustancialmente los tiempos de tramitación.
  • Modernizar el Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental a través de una reforma integral que mejore su funcionamiento, aumente la participación ciudadana temprana y lo desvincule del ciclo político.
  • Asegurar a inversionistas y emprendedores mayor certeza regulatoria.

     4. Aumentar el subsidio para volver a trabajar, hasta los $310.000 para las PYMES que facturen menos de 25.000 UF.

    5. Políticas de intermediación laboral modernas que entreguen herramientas y faciliten la búsqueda de trabajo, a través de:

  • Fortalecer y modernizar el rol de la Oficinas Municipales de Intermediación Laboral, entregándoles más  herramientas tecnológicas y de gestión.
  • Reforzar el funcionamiento de la Bolsa Nacional de Empleo, desarrollando iniciativas específicas que permitan apoyar a los sectores más afectados por la crisis sanitaria, promoviendo programas locales y de capacitación en áreas relacionadas.

    6. Mayor relación entre planes de capacitación y planes de inversión pública y público-privada para facilitar la contratación de trabajadores locales en los nuevos proyectos que se desarrollen o se pongan en operación. Particular énfasis se dará a proyectos que promuevan el empleo femenino.

7. Más autonomía y adaptabilidad laboral, para lograr mayor inclusión. Esto se traduce en:

  • Mayor autonomía para las personas, más espacios para llegar a acuerdos entre la empresa y sus trabajadores, para un mercado laboral más inclusivo.
  • Más autonomía y flexibilidad para pactar jornadas, horarios y lugares de trabajo para compatibilizar de mejor manera las necesidades y la vida personal de trabajadoras y trabajadores con las necesidades productivas de las empresas.

Programas relacionados